7ª de abono en Albacete

………. ya lo decía mi tío José María.- “ ……entre las dificultades, se esconde la oportunidad de aprovechar lo dificil…!!!!

y, así es, Morante desaprovechó la oportunidad tanto esperada de encontrarse con un Samuel y, la dificultad o la responsabilidad del desconocimiento lo dejaron escapar.

Abrió plaza Pernachiquillo, de la ganadería de Samuel Flores, un toro de 581 kg, bien presentado, negro de capa, nacido en septiembre de 2017 con el número 3 en los costillares. Tiraba las manos  y protestaba en el primer encuentro. Son animales duros para el trasiego con el capote, no lo vimos en la muleta donde realmente este encaste da juego.

Amante fue el segundo de la tarde, de la ganadería de Domingo Hernández, negro de capa, de 481 kg, nacido en marzo de 2018 y herrado con el 21.

Toro y torero se movían acompasados y el público disfrutó con lo que el lorquino estaba cuajando en el ruedo.

Pisó el diestro los difíciles terrenos,cargó la suerte, templó, mandó y en ocasiones bajó tanto la mano que casi la arrastró por la arena. 

Maniatado fue el tercero de la tarde y el que supuso el debut como matador de toros de Ángel Tellez en Albacete, un ejemplar de Domingo Hernández de capa negra y 508 kg, que estuvo herrado con el número 74 y que había nacido en septiembre de 2016.

Tras el intermedio, en cuarto lugar apareció Mediodía, de la ganadería de Domingo Hernández, de casi 6 años al haber nacido en diciembre de 2016, de capa negra, herrado con el número 8 y de 553 kg. Tampoco lo quiso ver su matador Morante que, tras formar la figura en un par de ocasiones para rematar con el capote, desistió y lo trastabilló sin más.

Pitanoches fue el quinto de la tarde, de la ganadería de Samuel Flores, herrado con el número 63, nacido en septiembre de 2017, negro listón de capa y de 586 kg de peso.

Tras unos insulsos primeros tercios, llegó el turno de la muleta, faena que comenzó Paco Ureña tras brindar al Niño Belén.

Pitanoches fue también el sexto, y no es que hubiera un error, sino que era hijo de la misma vaca que el anterior. En este caso, el astado era de capa tostada chorreada, pesó 553 kg, llevaba el número 60 y había nacido en septiembre de 2018.

Su encuentro con el caballo muy protestón y en banderillas cumplió. A su antígua tradición, fue colocando la cara y siguiendo la muleta de Angel, dejó lances de calidad y conectó con los tendidos a pesar de los altibajos que tuvo su faena.

Se entregó en exceso en el tramo final y el Samuel se lo echó a los lomos, viviéndose tensos momentos hasta que se levantó por su propio pie ya que en primera instancia se temió lo peor y se pensó que podría haber cornada.

En resumen.-

Morante de la Puebla: en su primero media estocada muy baja (pitos); en su segundo pinchazo hondo trasero, caído y atravesado.

Paco Ureña: en su primero estocada corta (dos orejas);en su segundo pinchazo y estocada (saludos).

Ángel Téllez: en su primero pinchazo y estocada trasera;  en su segundo pinchazo y bajonazo  (oreja).

Séptima de abono. Tres toros de Samuel Flores ), bien presentados, serios y en tipo, nobles y justos de casta; y otros tres de Domingo Hernández ), muy desiguales de presentación, mansos, nobles, sosos y descastados.

Más de media plaza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.